Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

[caption id="attachment_7652" align="aligncenter" width="300" caption="Mercado de la Boqueria, Barcelona. Imagen de la wikipedia."]Mercado de la Boqueria, Barcelona. Imagen de la wikipedia.[/caption]

En uno de los comentarios del resumen de la semana pasada se me proponía escribir algo sobre nutrición y deporte. Interesantes temas y que cobran gran importancia para nuestra salud. Reconozco practicar poco deporte, lo compenso con realizar gran parte de mis desplazamientos a pie y no descarto lograr organizarme con los años y dedicar algunas horas de la semana a ir a nadar, por ejemplo, una vez llegado a Madrid el usar siempre que puedo las escaleras en el metro es una especie de autoobligación. En la alimentación si logro más implicación por mi parte. Aún a pesar de disponer de poco tiempo y verme obligado muchas veces a comer fuera de casa, cuido lo que como.

En la nutrición saber escuchar a tu propio cuerpo marca la clave para lograr el éxito. Observar cuáles son aquellos alimentos que nos hacen sentir bien, nos permitirá seguir una dieta saludable. Al menos yo tengo comprobado que comer una buena  carne acompañada de verdura o un buen pescado cocinado al horno con ensalada, me proporciona un bienestar que por fuerza se debe traducir en salud. Cuando los expertos aconsejan comer fruta, legumbres, verdura y pescado, pienso ¿qué otra cosa se puede comer? Es difícil concebir una dieta donde no aparezcan estos alimentos, al menos para mi. Y sin embargo hay quien renuncia a muchos de ellos.

Los niños son el sector de la población donde mayores problemas alimenticios se detectan. Esta misma semana se hablaba de un alto porcentaje de población infantil con sobrepeso. La alimentación forma parte de la educación de los niños y a veces enseñar esto supone un esfuerzo extra por parte de los padres. Hacer a los niñ@s disfrutar del sabor y las propiedades de las lentejas, las zanahorias o la lubina no tiene porque ser fácil, pero si es importante. Recuerdo que una de las cosas que más me motivaba para probar alimentos poco atractivos como los espárragos, era ver comer a algún miembro de mi familia con deleite. Era tal el gozo que transmitían mientras masticaban  que yo mismo deseaba comer aquello que tanta satisfacción provocaba. El ejemplo es siempre un gran método de aprendizaje.

En la actualidad son cada vez más las escuelas públicas  que poseen servicio de comedor. Una amiga me comentaba hace unos meses que algunos días a la semana sus niños comen en la escuela. El catering contratado está pensado para proporcionar una dieta saludable a los niños, pero no sólo, también buscan "enganchar" a los pequeños a ciertos platos de nuestra gastronomía ricos en aportes nutritivos, y al parecer funciona.

Los adultos somos ya otro asunto, por eso de que podemos comer lo que queramos y nuestra alimentación es responsabilidad únicamente nuestra. Sabiendo como sabemos en que puede acabar desembocando una mala alimentación, resulta absurdo que aún nos resistamos a llevar una dieta equilibrada.

Más en la red:

Tag(s) : ...su vida personal y amigos, ...sus reflexiones, alimentacion, comida, dieta, habito, menu, niños, nutricion, sobrepeso, Usos y costumbres