Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

El enorme poder influenciador de la blogosfera (esto se puede decir más por el mundo anglosajón que por el hábitat online hispano) y las redes sociales ha quedado más que demostrado en USA donde Twitter es un furor imparable donde los famosos se codean por llegar a una mayor audiencia personal y MySpace y Facebook son omnipresentes.

Las opiniones que los usuarios facilitan desde estas herramientas de intercambio online de información bidireccional,  son una fuente a la que much@s acuden en busca de puntos de vista en los que depositan bastante confianza. Esas opiniones que tan valoradas son para algunos, para otros (grandes empresas) supone un motivo de intranquilidad.

Son muchas las empresas y corporaciones que miran con lupa a estos blogs en Estados Unidos con la intención de demandarles en caso de publicarse opiniones que les puedan perjudicar, no todo el mundo entiende la riqueza de la comunicación y el diálogo que se produce en la red social. Tras la publicación de los datos recogidos en el Proyecto que ha llevado a cabo la Universidad de Harvard, se han conocido 106 demandas en contra de blogs y redes sociales en 2007, supongamos que la cifra en 2008 será mucho mayor. Una situación que ha provocado el cierre de algunos de estos medios independientes, que se ven incapaces de afrontar el pago de las indemnizaciones solicitadas. Aunque muchos blogs con cierta entidad han decidido no quedarse parados y empezar a contratar a periodistas profesionales para proporcionarles mayor entidad y prestigio.

Estas denuncias y demandas intimidatorias contemplan tanto el plagio de contenido como las violaciones a los derechos de autor. Las compañías sin embargo andan pendientes de aquellos blogs que tienen gran popularidad y suelen dar referencias acerca de determinados productos y servicios. Cuando algunas de las opiniones o valoraciones no les parece que hacen honor a la verdad o simplemente cuando no se les rinde pleitesía, denuncian. La libertad de expresar libremente una opinión de este modo se ve coartada, haciendo peligrar la integridad de la

blogosfera y las comunidades de las redes sociales.

En España ya hay casos de bloggers demandados, mi socio en Yunu.com, Carlos Blanco ya ha sido atacado en alguna ocasión por sus opiniones independientes vertidas en su propio blog personal.

Estas denuncias se están convirtiendo en USA en claras amenazas para los bitácoras que publican contenido y opiniones alternativas e independientes. Han sido ya algunos los bloggers que se han visto arrastrados a la quiebra y el cierre de la actividad online después de ser obligados a hacer frente a cuantiosas indemnizaciones. ¿Qué os parece esta situación? ¿Opináis que estas denuncias están fundamentadas? ¿Os parecen medidas desproporcionadas, resultado de un poder que no está dispuesto a perder el "pulso"?

Más en la red:

Tag(s) : blog, blogosfera, censura, comunicación, Comunicación y medios, demanda, empresas, Internet, humor y tecnología, lectores, Redes sociales