Overblog
Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Esta semana he localizado un interesante artículo en Soitu.es. Desde el mismo se analiza la situación actual de la infraestructura ferroviaria en Norteamérica. Hablando de uno de los países más desarrollados tecnológicamente y más poderosos económicamente en los últimos 50 años, sorprende cuando se conoce la poca eficiencia de medios de transportes tan prácticos como el tren. La red ferroviaria estadounidense que existe en la actualidad data de 1881, desde entonces no se han llevado a cabo labores de ampliación y han sido poco significativas las renovaciones, algo impensable para un país del tamaño y capacidad cómo este.

Como ejemplo para saber cual es la velocidad y la calidad del trazado de las vías podemos tomar como referencia una distancia similar a la existente entre Barcelona y Madrid. Seiscientos kilómetros aproximadamente es lo que separa Los Ángeles de San Francisco y ese recorrido en tren viene a traducirse en unas 13 horas de viaje de media. Perder todo un día en recorrer una distancia que en avión se salva en una hora y en coche en unas 7 conduciendo sin prisas, con  tranquilidad, parece una calamidad.

Al parecer aún así es un medio que cuenta con una buena afluencia de usuarios que sufren un atraso que no se merecen y que el nuevo gobierno Obama va a cambiar drásticamente. El viaje se realiza paralelo al mar, y hay quien lo encuentra una forma romántica e idílica de viajar. Abandonarse a un ritmo más sosegado, teniendo tiempo de leer, admirar el paisaje o hacer networking, son algunas de las razones que defienden los pasajeros. Este punto de vista no es compartido por tod@s, y hay quien denuncia una situación tercermundista que complica aún más la ya caótica situación del tráfico.

El presidente Obama ha comenzado su mandato en la Casa Blanca siendo consciente de la necesidad de abordar un proyecto que de solución a este atraso y lo hará fijándose en la solución del AVE en España. La creación de una línea de alta velocidad es una de las promesas para la que Obama ha anunciado una inversión de entre 8.000 y 11.000 millones de dólares. Llegados a este punto de la historia es cuando aparece el AVE, el tren de Alta Velocidad Española. La experiencia y los buenos resultados obtenidos con la fabricación de este eficiente tren, han provocado que el AVE sea considerado referente en el campo de la alta velocidad. La empresa Prointec, por el momento, ya está redactando lo que podría ser el proyecto de alta velocidad en EEUU que se inspirará en el AVE y en la forma de trabajar de las empresas españolas en este tipo de grandes proyectos.

Nuestro tren de alta velocidad tiene más de 15 años, desde que se inaugurase la primera línea que une Sevilla y Madrid en 1992. Desde entonces se ha continuado ampliando la red a pasos más bien lentos. Cierto es que poner en pie infraestructura de estas características no es precisamente una tarea barata pero la rentabilidad está garantizada, siempre que se haga bien pues en el caso sevillano la llegada del AVE marcó que esta vía revitalizara la economía de la capital andaluza. En Italia, por citar un ejemplo cercano, el tren de alta velocidad soluciona más bien poco. Su velocidad permite llegar antes a los sitios que en un tren normal, pero esa diferencia es ridícula cuando hablamos de alta velocidad. Claro que un aspecto positivo de la ferrovía italiana es su extensa red, que cubre toda la geografía, sin olvidar a los pequeños municipios ;)

Más en la red:

  • www.soitu.es Blanco anuncia que la alta velocidad  gallega pasará por Lugo.
  • www.burbuja.info Visita a España del ministro de transporte de EEUU.

Tag(s) : alta velocidad, AVE, Comunicación y medios, ferrovia, infraestructura, Inversiones, Networking, prointec, transporte, tren, viaje